JARDÍN DE LIBROS

LIteratura Peruana y Mundial

“CIA Perú 1985 – El espía sentimental”: crítica de la novela

Deja un comentario

José Güich Rodríguez del diario El Comercio comenta la novela de Alejandro Neyra publicada por Estruendomudo hace algunas semanas.

CIA-Perú-1985.-El-espía-sentimental-PORTADAJosé Güich Rodríguez

El humor es un lugar poco frecuentado, cuando no evadido por los escritores peruanos. Históricamente, la mayoría de ellos quiere asumir una postura grave o muy seria ante el sano asunto de la risa, como suele esperarse de seres torturados que se dedican al incomprensible oficio –para las buenas conciencias–, de borronear cuartillas, aporrear una máquina o, en tiempos recientes, fatigar el teclado de una computadora. La famosa foto de Vallejo, mano a la mandíbula, surtió su efecto letal y equívoco. Todavía merodea por los salones algún bienpensante –con las garras clavadas al piso– que, luego de ser presentado a un narrador o poeta de aire poco amigable, formula la pregunta tan odiada: “Interesante. ¿Pero… en qué trabaja?”. Solo un puñado escapa a esa premisa del creador angustiado, en escaramuza con el mundo.

Alejandro Neyra (Lima, 1974), diplomático de profesión, cuyo oficio paralelo es la literatura, confirma en “CIA Perú, 1985. El espía sentimental” que es parte de una talentosa brigada de autores extraños al gesto del sufrir. Página tras página, esta obra, secuela del ciclo iniciado con “CIA Perú, 1985. Una novela de espías” (2012), que inauguraba las aventuras del misterioso y refinado agente secreto Malko Linge, señala su filiación. La patria alternativa de Neyra es la parodia y sus registros más corrosivos e incendiarios. En sus manos, la novela de intriga se convierte en un poderoso cóctel lítico de la memoria. El contexto no puede ser más oportuno: el primer gobierno aprista, maquinaria fuera de control que destruyera todo a su paso, barriendo con la clase media. Esta cayó en el foso de la pauperización sin aviso de despedida. Y no se trata de un relato político en el sentido convencional. En este, incluso esa severa órbita que nos induce a la fiebre y al improperio destemplado sufre ‘una gran transformación’: se ‘carnavaliza’, recurso que permite un distanciamiento crítico y un exorcismo completo a propósito del desastre provocado por un megalómano treintañero –según los mitos, presa de alteraciones mentales–, rodeado de inútiles, quienes se arrastraban ante él. La portada lo ilustra con elocuencia.

Los episodios del libro nacen de los recuerdos de un diplomático jubilado, que envejeció sin mayor brillo en el seno de Torre Tagle. La única gloria fue ser el pionero de su gremio en el uso de un procesador de textos antediluviano. Convocado por nada menos que el Ministro de Relaciones Exteriores, desentrañará una madeja de actores y hechos. Estos se distribuyen alrededor de la participación del sofisticado e inescrupuloso Linge (‘Su Alteza Serenísima’), amigo del funcionario, en una trama desternillante, plena de referencias y guiños respecto de las circunstancias por las que atravesara la nación durante aquella porción final de una década rayana al Apocalipsis. En un extremo de la cuerda, la gestión aprista y su corrupción proverbial; del otro, Sendero Luminoso y su mesianismo genocida. Entre ellos, ciudadanos de a pie, víctimas de la demencia y del culto a la personalidad.

No hay nada que resista a la mirada de Neyra. Así, un presidente motociclista, enfundado en cuero negro, ávido de carne, deambula cual equino desbocado por las calles de una ciudad en colapso; Linge sostiene un romance con la mujer de Abimael Guzmán; los celebrados fantasmas de la Casa Matusita resultan una creación de la embajada norteamericana para ahuyentar a los curiosos. Datos reales, así como la ficción lúdica en sus grados más calenturientos, configuran una sólida red narrativa que nos enfrenta a traumas aún presentes para quienes vivieron el espanto de aquellas jornadas. Ellas desabastecieron al castigado país no solo de los recursos elementales del subsistir, sino de su propia alma.

LA FICHA
Autor: Alejandro Neyra
Editorial: Estruendomudo
Año: 2015
Tiempo de lectura: 3 días
Páginas: 141

Anuncios

Autor: jardindelibros

Empresa de desarrollo audiovisual

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s